15 agosto, 2008

Ceci n'est pas une pipe, de nuevo


Unas horas de más en la maceración del mosto con los hollejos hicieron que este vino rosado de los Ménard no fuera aceptado por la AOC Rosé de Loire. Y yo me digo: pues por muchos años los viticultores y bodegueros sigan haciendo lo que les parezca oportuno con sus vinos y nosotros, como consumidores, podamos disfrutarlo y hablar de ello para que la producción no se muera de risa en la bodega. Este Vin de Table de France, con un 80% de Cabernet Franc y un 20% de gamay, pasó, en efecto, 72 horas con los hollejos, se hizo vino en inoxidable y está a disposición del avisado consumidor en L'Ànima del Vi, a un precio muy conveniente. Olaf habló de él hace poco y a mí me apetecía combinar una entrada con éste vino de Les Sablonnettes y el rosado, también atípico y fuera de marcos reguladores, de Mark Angeli ("Rosé d'un jour"). Pero Benoît, con tino, no se la jugó: inexplicablemente (por lo menos para mí), Angeli, como Puzelat, no tienen gran (en cantidad) salida en Barcelona y cuando las seis botellas que trae se acaban, vuelve a pedir. Se cruzaron dos huelgas de transporte, en España y en Francia, se cruzaron los primeros calores serios del verano, y Benoît pensó "será para septiembre".

Este vino, cuyo estupendo título remite por vía directa a mi querido Magritte, no es, en efecto, lo que parece. Como en otras ocasiones, se acerca al paradigma de aquellos rosados que tienen, casi, alma de tinto, claretes vaya. Con 12,5% y una temperatura de servicio aconsejable entre los 10-11ºC (lo siento pero soy de los que cree que el excesivo frío no permite percibir ni en nariz ni en boca todas las posibilidades de un rosado o de un blanco), este hijo ilegítimo del Layon, ofrece un bellísimo color rubí de cierta intensidad y capa media. Aromas muy directos de grosella madura, vegetales intensos (tanto en nariz como en posgusto) de zarza de la mora en pleno verano y, con perdón por la imprecisión, de todos los frutillos rojos de baya que puedan crecer en un jardín descuidado y lleno de maleza, pasado agosto y con los primeros aires frescos de septiembre. Pureza, autenticidad y un paso muy sedoso y agradable por boca (aquello que los franceses llamarían "charnu"), completan lo que se convierte, a voces en gran recomendación (¡¡¡6,9 euros la botella!!!).

La sabiduría de la lechuza de Atenea, que preside el conjunto, majestuosa y medio oculta, desde el tapón grabado, explica el porqué de esta grata sorpresa:

"Polisson gourmand,
ce Rosé s'est régalé
de tous les fruits rouges du jardin...
Il en rougit encore de gourmandise!...
La couleur excessive de ce Rosé
ne peut prétendre à l'AOC..."

Qué mejor definición que la que los Ménard se han dado: la color es la que tendría que subir a las mejillas de los responsables de la AOC por rechazar a este vino porque, según su definición, tendría que haber sido de "robe cristalline, couleur rose pâle aux reflets gris, à la couleur rose framboise aux reflets orangés". A nosotros, mientras tanto, ¡que nos lleguen muchos "barcos" con polizones y "patitos feos" como éste!

La foto de la etiqueta del vino es de Olaf en Uno+....

7 comentarios:

Olaf dijo...

Si que esta rico este rosado y a ese precio, si viviese en Barcelona creo que bebería mucho.
El otro dia bebimos también el Rosé d'un Jour... en este caso no quedé tan convencido. No se si fue porque despues de probar el pie franco suyo me esperaba otro gran vino y solo encontré... un vinillo sin mucha historia. El descriptor que surgió y que me pareció mas adecuado, fue el de vino con casera, no por las burbujas, que no tenía, si no por el aroma.
De todos modos, el Loira es un buen refugio para el verano. Mira que me gusta esta región.
Saludos

Olaf

Bentley dijo...

A mí los vinos, como otras cosas sin afeites,por favor.
Roses de Table, Schatz y Can Rafols del Caus.
Magnifica la etiqueta. Toda una declaración de intenciones
Buenos vinos a precios razonables.
Saludos.

José Luis Giménez dijo...

Mira que le tenía yo ganas a este rosado de Agneli y me resultó de lo más decepcionante :-/
Saludos,
Jose

J. Gómez Pallarès dijo...

El Loira es una zona magnífica y de las que, en Francia, ofrecen gran calidad en blancos, en rosados y en tintos. Y de la variedad de vinificaciones y grados de medurez, qué decir...yo hubiera querido ofrecer un comentario de los dos rosados atípicos, por así decir, el de los Ménard y el de Angeli, pero no quedaba ya del segundo de esta añada. Así que me tengo que quedar, ahora mismo, sin poder corroborar tu impresión y la de Jose. El de los Menard, en cambio, es un vino bien convincente.
Saludos!
Joan

J. Gómez Pallarès dijo...

La única gran diferencia, en esta escala en la que nos movemos, además de las variedades de uva, es el precio. El rosado de Can Ràfols está en la zona media de la escala, aunque solía ofrecer buana calidad por ese precio. Era uno de los merlots rosados que más me gustaban en España. Hablo en pasado porque este año no he probado ninguna botella de la añada anterior. De los otros, pues ya hemos hablado: Schatz es una buena experiencia pero cara. Rosé d'un jour, una gran experiencia, barata. Ando ahora en pesquisas de rosados mallorquines que todavía no conozco y esta noche me pienso tomar un "pa amb oli" de los buenos con uno de ellos, uno ecológico. Ya os contaré!
Saludos
Joan

J. Gómez Pallarès dijo...

Siento no poder opinar sobre el Angeli, Jose: esta temporada no lo he probado y sólo espero, ya con ansia, que Benoît pueda traer algunas botellas en septiembre para echarle un tiento y decir la mía.
Saludos!
Joan

Directorio de enlaces dijo...

Si estas interesado en intercambiar enlaces ingresa en:

http://d-moz.com

Informacion para subir y promosionar webs en buscadores
Intercambios de enlaces de texto y links en forma reciproca para aumentar el numero de visitas

http://tus-links.netfirms.com

Publicar un comentario en la entrada