09 febrero, 2008

Vinos para el bienestar: Barzen BA 2003

Varios conocidos redactores de blogs han publicado sus notas recientes sobre la bodega, viñedos y vinos de Alex Barzen (Vadebacus y Olaf, en Uno +...), y el mismo Alex está respondiendo, con increíble amabilidad y un excelente castellano, las preguntas que todos los enobloggers le estamos haciendo desde ayer (en Vadebacus). Así que, con el permiso de Ustedes y contra lo que suele ser mi costumbre, me voy a concentrar en la descripción del vino, aprovechando la circunstancia propicia. La botella es de 375 ml y sale por algo menos de 20 euros.

Su color es amarillo, de un dorado nada estridente. Los italianos tienen una expresión bellísima para definirlo: "giallo paglierino", amarillo color de paja. Así son los campos de trigo tras la cosecha. El azúcar residual (estará por encima de los 150 gr/L: la ficha tecnica que tengo es de la añada 2005, no de la 2003) y la vinificación (fermentación en frío, lenta, lenta, y parada natural de la misma: para una explicación de qué significa esto, hay que mirar la entrevista en directo con Alex!) producen un vino de paso lento en copa, de andares suaves y cadenciosos, con lágrima lenta y persistente. Sus primeros aromas son de suave mineralidad, que irá ganando terreno con algo de temperatura (yo recomiendo empezar sobre los 11-12ºC) y, sobre todo, con la botella abierta un par o tres de días (¡más no dura!): bosque de otoño, con hojarasca húmeda, setas en el ambiente y delicado mineral fósil (hidrocarburo).

Estas notas son muy destacadas y para mí, por encima de otras (uno acaba mareado, casi, por la cantidad de descriptores que ponemos), les siguen dos: la sensación de la piel de limón cuando la usas para un pastel, junto con la de la mermelada de ese mismo limón. Y una persistencia balsámica, tanto en nariz, como en boca, indisociable de su acidez, frescor y soltura en boca: hojas de menta estrujadas, olidas, casi masticadas, que aportan un cuerpo, un carácter paradójicamente (por el azúcar) fresco a este vino. Boca de cierta untuosidad, pues, pero fresca, al mismo tiempo, y refrescante. Y un final largo, muy largo que te devuelve al corazón de ese bosque del que partíamos.

Cuando uno sabe a qué precio va el placer entre los BA de calidad (hechos con uvas seleccionadas de la vendimia tardía, con botrytis, aunque quizás no en todas ellas), y mira el precio de esta maravilla, se da cuenta de que merece mucho la pena hacerse con una botella y acompañarla, por ejemplo, con unos pastelillos de pasta brisa, frutas frescas y crema o, también, con una coca de brioche con chicharrones (¡jueves lardero!). Y por supuesto, el último trago, hay que tomarlo solo.

Con esta nota, inauguro hoy una nueva sección: "Vinos para el bienestar". Este concepto ("benessere", "wellness", "Wohlbefinden") es muy personal, por supuesto, y hay quien lo identificará con la visión de una playa bonita o con una relajante sesión de masaje o con un buen concierto, etc. Yo, por ejemplo, lo relaciono con un vino especial, que me emociona, que me agrada mucho, que me relaja y me invita a beber (moderadamente), a charlar, a pensar, a compartir...Por poner otro ejemplo, La Perlara de Ca' Rugate, recioto di Soave, sería para mí otro gran "vino para el bienestar". Intentaré usar esta etiqueta, a partir de ahora, sólo con vinos muy especiales que me produzcan emociones parecidas a las que he encontrado compartiendo este BA 2003 de Alex Barzen.

18 comentarios:

Olaf dijo...

Que bien suena y que ganas entran de abrir la botella. El BA todavía no lo he atacado, yo tengo el 2005 así que esperaré unos años mas, que creo que merece la pena ser pacientes con estos vinos.
Vinos para el bienestar... jejeje, no resulta nada difícil imaginar a un buen BA dentro de esta definición. Me iría bien uno de estos para la semana de no parar que he tenido.
Saludos
Olaf

La Guarda de Navarra dijo...

Perfecta definición con lo de vinos para el Bienestar.
Lo he preguntado en el blog de vadevacus pero por si acaso...¿Donde se pueden encontrar sus vinos pues por estas tierras no me suenan? Estoy intentando desde mi ignorancia hacer una selección digna de vinos internacionales y mi prioridad son Italia y Alemania. Se que será complicado pues el precio es una handicap importante, pero parece que este Alex Barzen es más que interesante.
Un saludo.

CarlosGonzalez dijo...

Hola Joan: FANTÁSTICO tu comentario. No puedo añadir más, el rictus de mi cara se ha mantenido inmóvil durante la lectura, saboreando el vino nuevamente. Esta tarde me abrí una botella. Tan sólo una aclaración, el vino no cuesta treinta y pico, menos , menos.

Para La Guarda: Ya te he contestado en Vadebacus pero por si acaso, mándanos un email y te echaremos una mano, ya sabes, vadebacusARROBAgmailPUNTOcom
Saludos a los dos

J. Gómez Pallarès dijo...

Los italianis, amigo Olaf, suelen hablar de "vinos de meditación". No es mala definición, tampoco, pero a mí me gustó más la idea del "bienestar", del "benessere", vinos que te hacen sentir muy cómodo, física y espiritualmente, vinos para remediar, en efecto, una semana como la que has tenido!!!
Seguro que tendrás uno de estos en la bodega!!!
Saludos
Joan

J. Gómez Pallarès dijo...

Pues La Guarda, para los vinos de Alex Barzen, si te pones en contacto con el mail de Vadebacus te darán razón enseguida.
Para vinos de gran calidad italianos, la Enoteca d'Italia (enlace en mi columna de la derecha), te servirá con gran satisfacción para ti (y para ellos también, claro).
Y si quieres un poco de todo, y todo bueno, échale un vistazo al catálogo de cepavinis, también en los enlaces de la derecha. Ellos no han llegado todavía a los italianos, pero poco les falta.
Gracias por tus palabras, por lo demás.
Saludos
Joan

J. Gómez Pallarès dijo...

Ya vi, ya, amigo Carlos, que mencionabas la botella que abriste con tu santa, lagrimones correteando mejillas abajo...feliz coincidencia, en efecto.
Bien, verás que he corregido lo del precio. Soy muy malo para eso y tan sistemático que me gusta ser para según qué datos y en cambio, para algo tan fundamental para todos como es el precio, a veces me equivoco. Tengo que abrir una libreta donde sólo apunte los precios de los vinos que compro. Así, cuando hable de ellos seguro que no me equivoco.
Gracias!
Joan

VadeBacus dijo...

Gracias Joan!!!

J. Gómez Pallarès dijo...

Osti, nanu, que t'ha despertat la criatura!!!??? Jo, cap al bàsket del gran, JA mateix!!!
Salut
Joan

VadeBacus dijo...

Pufff, aquest a dos de 7 ja obre els ulls i no hi ha manera de que els tanqui :))))). SAlut i vagi bé!
Carlos

J. Gómez Pallarès dijo...

Ja he tornat: no s'ha presentat l'equip rival!!!
Bien, para los no menesterosos, que tienen todo el día por delante porque no existen tareas paternofiliales, cortamos aquí el rollo!!!
Y volvamos al BA de Barzen, ahora que ya sabemos qué significa la enigmática expresión "parada rpudente" en la fermentación de la etiqueta de la botella!!!
Por cierto, creo que 2003 empieza a estar en un buen punto, pero que unos pocos años de guarda no harán otra cosa que mejorarlo.
2005, por el contrario, creo que tiene que ser directamente guardado. Pero ya me dirán los que han catado (lo mío fue mínimo) en plenitud el 2005.
Saludos
Joan

VadeBacus dijo...

Bueno, como dices pudimos comprobar que ese 2005 debe ser guardado. Este 2003 está fantástico ahora, y lo recuerdo hace un año que estaba ya rico.
Es casi imposible resistirse a abrir una botella, con la tremenda RCP que tiene. Ayer lo necesitaba, es un vino agradecido.
Salut
Carlos

J. Gómez Pallarès dijo...

En este punto de consumo, los vinos de Barzen que más me han gustado hasta ahora, son el trocken alte Reben y este BA. Ambos tienen una RCP muy buena y favorable.
Saludos
Joan

Oscar Gallifa dijo...

Hola amigos, solo falto yo por dar mi pobre opinión...:-))

Decir ante todo a Olaf que ni se le ocurra abrir ese BA 2005, se encontrará un vino cerrado, hermético y falto de desarollo en botella. Todo biene dado por el potencial latente del propio caldo, tiene una estructura que necesitará de años encima para mostrar un mínimo de evolución (muy positiva!).
Mas acusado aun con el TBA dela casa, necesitado a estas alturas, de muchos lustros vividos...

En la última cata que realizamos con el "hacedor supremo", el vino que mas me gustó es el BA 2003. Recuerdo las setas y el sotobosque junto a esos aromas de fósiles que comenta tan acertádamente Joan...


Si hay vinos con una RCP increible son estos, ademas de por calidad por capacidad de guarda(si es que les favorece!!).


Saludos a todos y enhorabuena Joan por la entrada, muestra muy bien lo que sentiste en ese espacio de tiempo.


Oscar G. (Vadebacus)

VadeBacus dijo...

Por otro lado, acabo de descorchar uno de los italianos de mi reciente paso por la Enoteca d'Italia, es un SAuvignon blanc de Collio, Ronco dei TAssi. Lo conoces?
Slut
CArlos

J. Gómez Pallarès dijo...

Gracias, Óscar, por el consejo. Parece claro, en efecto,que este 2005 necesita su buena botella todavía, mientras que el 2003 es un vina ya estupendo, tal y como lo hemos sentido quienes lo hemos probado.
Y gracias por tus palabras!
Joan

J. Gómez Pallarès dijo...

¡Claro que lo conozco, Carlos!
Seguro que lo disfrutarás, pero si cogista, demás, alguna botella de Ronco dei Tassi Fosarin, entonces, amigo...hummm. Y si cayó una garganega de Monte Fiorentine de Ca' Rugate, bufff....
Sea lo que sea, que lo disfrutes!!!
Salut!
Joan

José Luis Giménez dijo...

Cuando me tropiezo con algún vino que me hace sentir así, pese a que hace mucho que dejé de aprender alemán, sigo expresando un sonoro 'gemütlich'. Tschuss. Jose.

J. Gómez Pallarès dijo...

El vino es "gemütlich", Jose, yo me siento "bequem" con él y el precio es "ausgezeichnet"!!!
Tchüss!!!
Hans der GK

Publicar un comentario en la entrada