25 noviembre, 2007

Zárate tras da viña 2004


Zárate es una bodega que tiene sus viñedos de albariño (en emparrado y en algunos casos, con cepas centenarias) en Pradenda, valle del Salnés (en la DO Rías Baixas) desde 1920. Su página web no cuenta nada especial ni de cuidados de la viña ni de vinificaciones de sus marcas ni tan siquiera de las marcas mismas. Tienen, por lo menos, un albariño llamado como la bodega misma, Zárate, que se comercializa con un concepto más de añada; otro llamado El Palomar, que ha pasado sus buenos meses en barrica de roble y este tercero, que es el que cayó en mis manos recientemente. Tras da viña 2004 es, como ya indicaban Pistoynopisto con El Palomar, un albariño de pago y atípico, pues el vino pasa treinta (30) meses en depósitos de acero inoxidable con sus lías, antes de ser embotellado y comercializado. Tiene 12,5% y conviene servirlo (no hace falta ni decantación ni, creo, mucha aireación previa) sobre los 8-9ºC.

Presenta un color amarillo bastante intenso, aunque todo él revestido de un brillo especial, algo verdoso, un punto oscuro. No se trata de un oro de joyería ni de un trigo maduro: es como si estuvieras viendo este tipo de amarillo pero a través de un filtro verde prado. Es un color que me gusta: difícil de encontrar, difícil para mí de definir. Como lo es, también, el conjunto de sensaciones que me ha dado este albariño especial: aromas de frescor inusitado, de yesca y de pedernal, de flor de tilo, con un trago de gran presencia en boca. Es un vino que deja un rastro algo secante, un punto amargoso, largamente vegetal y, más que otros detalles, muy fresco. Tras un rato en copa y con algo más de temperatura, persisten esas notas de prado húmedo, de hierba fresca y agradable por la mañana, junto con un frescor casi de "after eight". El conjunto se me antoja diferente a la mayoría de albariños que conozco, inusual en su viveza y frescor si miro su fecha de nacimiento (2004) y su vinificación (¡30 meses en lías!), pero que, sinceramente, me gusta, me atrae. Acompaña las buenas maneras de este albariño una clásica etiqueta y una bellísima botella borgoñona de espaldas muy caídas (junto con un tapón de larga guarda); por desgracia, no acompaña su precio, que ronda (excesivo para mí gusto) los 18 euros.

La foto del prado húmedo by 23rules.

11 comentarios:

encantadisimo dijo...

¿18 euros?, cómo se pasan algunos vendedores!!!!!. Compré unas cuantas botellas en Vila a 14,5€.

Comparto, en general, tu descripción, Joan, pero creo que has obviado una de sus principales características: su tremenda acidez en boca que persiste hasta su final. Es un vino ácido, sobrio y muy serio, con profundo carácter mineral. Por el precio que pagué por él me parece una buena compra.

J. Gómez Pallarès dijo...

Sí, Encantadísimo, llevas toda la razón. No puse ese comentario de forma explícita, aunque es lo que hay detrás de ese "frescor" que pondero. En mis notas incluso llegué a escribir "a ratos parece un vino verde", un vino de vivísima acidez y muy largo. Lo del minera, claro, va por la yesca y el pedernal iniciales.
Y sí, me costó algo más caro de lo previsto, pero hay que reconocer que lo disfruté y, digo ya de paso, que aguanta abierto y bien conservado sus buenas 48 horas, manteniendo sus cualidades intactas.
Saludos
Joan

Gourmet de provincias dijo...

Ayer tuve la oportunidad de probar este vino en la IV Xantanza, propuesto por el cocinero Pablo Romero, del Allo e Aceite (Marín, Pontevedra). Agradablemente sorprendente en un panorama, el de los albariños, que al menos para mi tiende en no pocas ocasiones a la uniformidad y a las fórmular de éxito probado. Por fortuna, en Galicia, después del boom casi asfixiante de los albariños hace unos años comienzan a aparecer cosas diferentes y muy interesantes en blancos que escapan conscientemente de esa uniformidad. Pienso en este Zarate, en el estupendo As Sortes, en Fefiñanes...

En cualquier caso, un agradable descubrimiento que, sin duda, en unos días tendrá un buen montón de comentarios de los Blogastrónomos asistentes.

J. Gómez Pallarès dijo...

Caramba,amigo GdP, pues ya es casualidad, ¿no? Quiero decir que yo andara tras este vino hace ya cierto tiempo, que consiguiera probarlo no hace mucho y que haya publicado su comentario casi coincidiendo con vuestra primera zantanza de aniversario, es decir, la IV. Tengo ya en cartera "sacrificar", a pesar de los consejos de varios amigos, una botella de las conseguidas de Do Ferreiro Cepas vellas 2006 ya ver cómo se da...
Por suerte, en efecto, tanto en albariños (los que citas y algunos más ), como en godello (As sortes), se hacen muchas cosas buenas en este país.
Creo, sin demasiadas dudas, que los blancos serán los grandes protagonistas de la vitivinicultura española en los próximos años.
A ver qué dicen los colegas de la IV xantanza sobre los vinos!
Saludos
Joan

Sobre Vino dijo...

Hola Joan,

De Zárate me queda por probar este Tras da Viña (por cierto, describí dos de los vinos de la bodega en IEC#5).

Además de los vinos que mencionas, elaboran otro albariño denominado "El Balado", procedente de una finca de 0,15 ha. cerrada por muros y que pasa unos meses sobre lías.

Toda la producción de "El Palomar" realiza la crianza en un único tonel de 2.200 litros, de ahí el reducido número de botellas disponible.

Un abrazo.

J. Gómez Pallarès dijo...

Muchas gracias por la información complementaria, amigo SV. Ya sabes que se me pasó esa convocatoria de IEC#5, pues estaba de viaje, y ni pude participar ni leí nada. No lo tenía archivado. ya veo que buscaste la información (quizás en origen, por lo detallada que es) y agradezco mucho esas notas.
No me salía El Balado y ahora entiendo alguna cosa más del vino que caté!!!
En cualquier caso, leídas tus notas, estamos de acuerdo en que es una de las bodegas interesantes en cuanto de albariños se habla.
Un abrazo
Joan

Sobre Vino dijo...

No encontré suficiente información en la web y la pedi directamente a la bodega.

Otro tema que me llamó la atención fueron los estudios del enólogo-propietario en Alemanaia comparando las variedades rieslig y albariño.

Desde luego la lección de la acidez de los buenos rieslings alemanes está bien aprendida en Zárate, por lo que aprecio en sus vinos.

Saludos

J. Gómez Pallarès dijo...

Ya supuse, después de leer tu comentario, que habrías acudido a la fuente. Estabas muy bien documentado cuando la página web no dice casi nada.
Esto de la albariño y la riesling es algo curioso que no sé si ha sido desarrollado: lo desconozco, pero hay gente que experimenta también en Catalunya (Montseny), con ambas variedades. La semana que viene (habrás visto la publicidad en el blog) organizamos Slow Vitis y viene esta bodega. A ver si puedo comentar algo.
Saludos
Joan

Anónimo dijo...

Por si alguien no lo encuentra está a la venta en Vinissimus a 14,50 €

Anónimo dijo...

Perdón: El link corregido

J. Gómez Pallarès dijo...

Pues aunque no sepamos quién eres, dicho queda, anónimo.
En cualquier caso, los lectores habituales de este blog, tienen un apartado específico de enlaces de lugares en internet donde comprar vinos, entre los cuales se encuentra Vinissimus también.
Saludos
Joan

Publicar un comentario