13 abril, 2007

ARAR 2003, en la Rioja


Carlos J. Arranz y Daniel F. Argote son los propietarios de la que ellos mismos consideran bodega más pequeña de la DO mayor y más prestigiosa de España, la DOC Rioja. Carlos y Daniel han retomado una vieja alianza familiar y han resucitado una bodega y una marca (las siglas nacen del acrónimo de sus apellidos) cuyas raíces se hunden en el siglo XV. No es metáfora, no: situada en el caso histórico de la Villa de Navarrete, tiene un calado que data de ese siglo y que, hoy, sirve de privilegiada sala de barricas y de reposo de botellas a Bodegas y Viñedos Arranz-Argote. Poseen tres hectáreas de viñedos antiguos, en el municipio, con orientaciones noreste y sureste y si bien la variedad predominante (con cepas más viejas) es la tempranillo (85%), tienen plantadas también garnacha, graciano y mazuelo. Experimentan, además, con la muy riojana maturana tinta (navarretana), antaño muy presente en las estribaciones de la Sierra Cantabria y hoy casi olvidada.

Su trabajo es fruto del amor y de la pasión por la viña y el vino. Depositarios de una larga tradición, la preservan a través del trabajo detallado: vendimian con cajas de 18 kg, transportan a la bodega la uva (2 km) controlando la temperatura de la fruta, la fermentación alcohólica la provocan las levaduras de la propia uva, hacen largas maceraciones (no menos de 20 días) y sangran el depósito. Trabajan las crianzas por separado (según la procedencia de la uva inicial) y sólo al final dan con el ensamblaje que saldrá al mercado. Usan maderas de roble francés, con distintas marcas y grados de tueste. Tras su refundación, en el año 2000, han sacado dos añadas al mercado, la 2002 (2500 botellas) y la 2003 (4500 botellas), pues tras no menos de 13-14 meses en barrica, el vino reposa en botella (en rima) no menos de 14 meses. Todo ello, claro está, en ese calado del siglo XV, sin vibraciones, sin ruidos, en paz y armonía con el vientre de la madre tierra.


La botella que he probado es del 2003 y ofrece 13,5%. Conviene tomarla a 16-17ºC y es muy recomendable decantarla media hora antes del servicio. Presenta un color bermellón oscuro, de cereza picota muy madura, con un menisco de capa alta y una pigmentación que llega, casi, hasta el ribete. A copa parada, te asaltan profundos aromas de chocolate negro, casi de cacao, con profusión de maderas nobles. Enseguida asoman aromas de cerezas en maceración y, ya en nariz, se intuye un vino con cuerpo y muy serio. En boca tiene un paso muy notable, mineral, a ratos casi de tierra algo sedienta, con aromas profundos, en retronasal, de cuero viejo y de la mora del zarzal, pero ya en septiembre. Tras su buena aireación en copa, terminan asomando ciruelas pasas y frutas negras maduras (arándano y, sobre todo, grosella negra). Tiene unos taninos amables, que proporcionan una degustación muy agradable. En el marco de los comentarios que solemos hacer algunos sobre los riojas y su estilo, éste casaría a la perfección en los de "nuevo estilo". Yo lo tomé con su buen cordero pascual, al horno, con su orégano y su tomillo, y casó de maravilla.
Este vino se puede encontrar en las tiendas de la franquicia Vinus & Brindis sobre los 25 euros.

18 comentarios:

JA_Dianes dijo...

Hola Joan!

Leyendo tu interesante comentario acerca de ARAR, me ha llamado la atención que hayas denominado a la DOC Rioja como la mayor y más prestigiosa de las denominaciones españolas. Yo no la tenía por lo uno ni por lo otro, pero quizá es que no pienso en los mismos conceptos de tamaño y prestigio que tú. ¿Podríamos debatir un poco sobre eso?

Un abrazo.
JA.

J. Gómez Pallarès dijo...

Querido amigo,
lamento estar estos días en un congreso que me va a impedir entrar en el debate hasta la semana que viene. Me he "escapado" ahora un momento para leer si había algúna reacción a ARAR 2003.
Puedo sólo decirte, ahora, que era casi más una figura retórica (la mayor y más histórico y, por lo tanto, con prestigio acumulado, frente a la bodega más pequeña y, quizás, joven y desconocida), que podríamos llamar antítesis, que otra cosa.
Pero tendremos tiempo, si te sigue apeteciendo, el domingo por la noche y, sobre todo, a partir del lunes, de hacer ese debate porque sí creo que se trata, por lo menos, de la DO más diversa, con una historia más grande, con una mayor diversidad de productos y, sin duda alguna (por lo menos para mí), con algunos de los mejores vinos del país.
Un saludo cordial desde Valencia,
Joan

JA_Dianes dijo...

Pues me has tocado en la fibra sensible, Joan. Has dicho que Rioja es para ti:

- La DO más diversa
- Con una historia más grande
- Con mayor diversidad de productos
- Con algunos de los mejores vinos del país

Para mí, la DO que sobrepasa a todas las demás de España y muchas del extranjero en esos aspectos es Jerez.

- Es al menos tan diversa como Rioja: incluye a Jerez, Sanlúcar, El Puerto y los vienagres de Jerez.
- Con una historia más grande y más antigua produciendo vinos con nombre propio que cualquier otra. Si me aprietas, te diría que Rioja sólo ha producido vinos de renombre mundial en algunos momentos del siglo XX.
- Con mayor diversidad de productos, fuera de toda duda: Finos, Manzanillas, Amontillados, Palos Cortados, Olorosos, PX, Moscatel y los diferentes cabeceos con nombres anglosajones.
- No sólo con algunos de los mejores vinos del país, sino que es la única DO que para mí tiene vinos tan grandes que puede compararse con los mejores del mundo. Y yo tengo mucho vino de Rioja que considero bueno, y alguno que considero grande, como los Blancos de López de Heredia. Pero es que la cantidad de grandes jereces supera a la cantidad de vinos realmente grandes que tengo en casa del resto de DOs del mundo. Y el precio seguramente tiene mucho que ver en eso.

- Es casi con toda seguridad, la única DO clásica y verdaderamente grande, a la altura de Burdeos, Borgoña, Champagne, Mosela u Oporto de España.

Esa es al menos mi opinión y mis razones.

JA.

encantadisimo dijo...

La afirmación de Joan "la DO más prestigiosa de España" ha iniciado este interesante debate.

Estoy absolutamente de acuerdo con Jose Ángel: los mejores vinos de España salen de las bodegas del sudoeste de España (con gran diferencia, en número abundante y codeándose con los mejores del planeta).

Aunque, todo hay que decirlo, estos vinos están (o han estado) algo denostados u olvidados, y si nos atenemos al prestigio como reconocimiento o renombre, es Rioja quien se lleva el palmarés histórico.

J. Gómez Pallarès dijo...

Amigos míos,
acabo de llegar de un largo fin de semana de trabajo y no quiero contestar precipitadamente. Por lo tanto, dejaré para mañana por la mañana eso. Ahora sólo quiero decir, como ya apunté apresuradamente ayer, aunque JA me ha tomado al pie de la letra, que
1. Utilicé una figura de estilo: comparar la bodega más pequeña y desconocida dentro de la Do más grande.
2. "Prestigioso" quiere decir dos cosas en español: "que da prestigio" o "que tiene prestigio".
3. La DO Rioja (y repito que no es una opinión mía, sino una realidad que no siempre temgo por qué compartir) es, como ya apunta Encantadísimo, la una que "da prestigio", es decir, que los vinos que se enmarcan en ella, llevan un plus que muchas otras DOs se tiene que trabajar de otras formas.
4. Finalmente, no quiero lanzar ni entrar en un concurso de qué DO de España es la que yo considero mejor. Yo soy partidario de los buenos vinos, sean de donde sean y en la DOC Rioja hay muchos y desde hace muchos años. En las DO que ha citado JA hay muchos más, seguro, más variados en vinificación y a un preci mucho más ajustado, también. Pero no dan prestigio esas DOs del sur en el sentido que lo da la Rioja. LO TIENEN el prestigio, sin duda. Y el mayor problema que tienen es el gran desconocimiento que pesa sobre ellos (los vinos).
Seguiremos mañana, sin duda, y con más reposo por mi parte (el cansancio me impide escribir con mayor precisión), pero queden claras mis intenciones.
Mañana repasaré con calma y leeré los argumentos de JA pero estoy seguro que estaré de acuerdo con cuanto afirma de las DOs del sur.
Lo único que quier ahora es matizar mi afirmación y, después, proseguir el debate.
Un saludo a todos!
Joan

J. Gómez Pallarès dijo...

Querido JA,
ya más descansado, paso a contestar con calma tus comentarios.
En primer lugar, me veo defendiendo una parte en un debate que no he elegido, conste, por lo menos voluntariamente o con ánimos de iniciarlo. Mi expresión nacía de esa antítesis con la que quería realzar el valor de Arranz-Argote en su contexto, no de una valoración de las otras Dos de España en relación con la de la Rioja. Así lo has interpretado tú y puesto que lo que uno escribe y publica pertenece a los lectores y a cómo lo interpretan, ello quiere decir que yo no me expresé con la suficiente claridad.
Dicho todo lo cual, y como ya apuntaba Encantadísimo, sí hay suficientes elementos de debate, en el más puro estilo escolástico, de seriedad hacia los argumentos y de respeto hacia los demás, como para que tome seriamente (como todo lo que tú haces: vaya por delante mi admiración y aprecio hacia lo que escribes, sabes y haces) lo que argumentabas e intente, a partir de tu aportación, definir mejor yo la mía:

“Prestigiosa”: ayer apuntaba la definición del adjetivo, pero puesto que éste nace de un sustantivo, veamos qué se dice de él en el DRAE, Buscón: “Prestigio”. 1. “Realce, estimación, renombre, buen crédito.” Que afirme que la DOC Rioja tiene “prestigio” responde a esa definición de la palabra: es una DO histórica; más o menos acertadamente es una de las dos únicas de España que es “C”, se la estima desbordadamente (soy de los que crítica la riojitis, pero ello no me oculta que existe); tiene un amplísimo renombre internacional y, en general, sus prodictos señeros, han generado desde hace años un manto protector sobre todo el conjunto, que hace que éste, no siempre merecidamente, tenga “crédito” en el mundo. Que ello sea así (en mi precisión por dar contenido a este sustantivo referedo, ahora, a la Rioja), no quita, por supuesto, para que que otras DOs lo tengan también, aunque por razones muchas veces distintas a las que lo tiene la DOC Rioja.
Conste, además, que no hay nada más lejos de mi voluntad que establecer o proponer un ránquing de DOs. A mí me interesa el vino bueno, sea de donde sea, tenga DO o no la tenga (como a ti, por otra parte, estoy seguro) y no van demasiado con mi forma de ser y de pensar ni listados de preferencia ni demasiadas puntuaciones. Bien pocas veces hago públicas las mías.

Decías “Es al menos tan diversa como Rioja: incluye a Jerez, Sanlúcar, El Puerto y los vienagres de Jerez.” La DOC Rioja es mucho más diversa, en el sentido de aunar en una misma DO, variedad y calidad (no hablemos aquí de “morralla” en cualquiera de las dos) a partir de mayor cantidad de variedades de uva que la de Jerez. No digo ni defiendo cómo se tiene que conseguir la excelencia: Jerez la ha conseguido, fundamentalmente, a través de dos vartiedades de uva y de un sistema de vinificación único en el mundo; Rioja la ha conseguido a través de una mucho mayor variedad de tipos de uva y de una, por lo tanto, mucho mayor diversidad en los tipos de vinificación. Cuando hablaba, pues, de “diversa” aquello que tenía en la cabeza era que la Rioja puede ofrecer algunos de los mejores blancos de este país (Tondonia, Remelluri), algunos de los mejores rosados de este país (un sólo, reciente para mí y enorme ejemplo del que tengo que escribir todavía: Alma de Tobía rosado) y algunos de los mejores tintos de este país (los mismos tondonias, barones de chirel, rodas, bosques, nietas, puntidos, calvarios, pisones y muchísimos etc.). Por supuesto que Jerez es diversa también, pero aquello que caracteriza su diversidad es algo muy distinto a lo que yo tengo en la cabeza: la primera acepción del DRAE, “De distinta naturaleza, especie, número, forma, etc.”, tipificado, sobre todo, por una mayor variedad de uvas. Sé perfectamente (porque yo mismo, escolásticamente, podría contraargumentarme con facilidad) que Jerez es, también, muy diversa, pero la esencia de su diversidad es de una naturaleza muy distinta a la de la Rioja. En mi acepción del adjetivo primó, en mí, lo primero que he argumentado.

Decías “Con una historia más grande y más antigua produciendo vinos con nombre propio que cualquier otra. Si me aprietas, te diría que Rioja sólo ha producido vinos de renombre mundial en algunos momentos del siglo XX.” No voy a cometer el error de hablarte a ti de la historia del vino en Jerez, pero superando el hecho (que conopzco por otra parte, por mi profesión, muy bien), de la introducción de la vid y del vino en Hispania por los Romanos (aunque la vinifera ya existiera antes en la Península), que llegaron más o menos en los mismos siglos tanto al Ebro como al Guadalquivir (déjame que no sea quisquilloso ahora en las fechas, pero hablamos para ambos casos de Escipión Emiliano), cuando yo hablaba de “historia” me refería a los documentos que nos dicen desde cuándo se vinifica y se conocen y aprecian los vinos de la zona. Y lo que yo tenía en la cabeza, por lo menos, eran los versos de Berceo (aunque las enciclopedias electróncicas al uso dan más datos, claro: El documento conservado más antiguo que hace referencia a la existencia de vid en La Rioja, data de 873. Procede del Cartulario de San Millán y trata una donación en la que aparece el Monasterio de San Andrés de Trepeana (Treviana); Siglo XIII: Gonzalo de Berceo, clérigo del Monasterio de Suso en San Millán de la Cogolla (La Rioja) y primer poeta español conocido, menciona el vino en sus versos; Año 1063: Primer testimonio de la viticultura riojana en la "Carta de población de Longares"; Año 1102: El Rey Sancho de Navarra reconoce jurídicamente el vino de Rioja), más todo cuanto ahora mismo he puesto entre paréntesis. Sé que el vino de Jerez es conocido y exportado también desde la media Edad Media (siglo XII-XIII), pero no tengo en la cabeza ningún verso o documento tan primero como el de Berceo. En cualquier caso, cuando hablaba de historia grande y antigua me refería a la documentada que yo recordaba de la Rioja. Puesto que mi intención no era comprar explícitamente la historia de la Rioja con ninguna otra DO, no me documenté sobre todas para fundamentar mi afirmación. Sobre el renombre mundial de los vinos, habría que hacer un gran trabajo de hemeroteca, para saber, por ejemplo, desde cuándo se “robustecían” los burdeos cin riojas y prioratos, pero ahí sí es evidente para mí que si Francis Drake valoraba tanto el sherry como el oro, la fama como vino de calidad del Jerez es anterior al de la Rioja. Eso sí lo tengo claro.

Decías “Con mayor diversidad de productos, fuera de toda duda: Finos, Manzanillas, Amontillados, Palos Cortados, Olorosos, PX, Moscatel y los diferentes cabeceos con nombres anglosajones”. Tu acepción de la “diversidad” es la que te hace llevar a decir “sin duda” que aquello que nace de la crianza biológica y evoluciona (más otros tipos de vinificaciones que también mencionas) pero ya te he comentado antes que la acepción de la diversidad que usé yo en mi comentario se basaba en la de las uvas que se usan: en ese comentario mío, “diversidad” era sinónimo de grandes blancos, grandes rosados y grandes. Conste, además, que jamás he escrito ni valorado qué tipo de diversidad me parece mejor. Sencillamente no son comparables en los mismos términos.

Decías “Para mí, la DO que sobrepasa a todas las demás de España y muchas del extranjero en esos aspectos es Jerez. No sólo con algunos de los mejores vinos del país, sino que es la única DO que para mí tiene vinos tan grandes que puede compararse con los mejores del mundo. Y yo tengo mucho vino de Rioja que considero bueno”. Ambas Dos tienen, en mi opinión, vinos que pueden compararse con los grandes del mundo.

Decías “Pero es que la cantidad de grandes jereces supera a la cantidad de vinos realmente grandes que tengo en casa del resto de DOs del mundo. Y el precio seguramente tiene mucho que ver en eso.” En esto, estoy absolutamente de acuerdo contigo. Sin tener el gusto de conocerte personalmente, te leo y, eso sí, tenemos amigos comunes: ya me gustaría a mí tener un 10% de los conocimientos que tú atesoras sobre los vinos de tu zona y un 5% de los que tienes en la bodega. Por lo demás, tendríamos que preguntarnos el por qué de los precios de estos vinos (ley de la oferta y de la demanda, si no yerro) y encontraríamos la respuesta a la mayor asignatura pendiente de esta DO, que no es la de hacer enormes vinos sino la de que sean conocidos y apreciados por todo el mundo.

Deciás “Es casi con toda seguridad, la única DO clásica y verdaderamente grande, a la altura de Burdeos, Borgoña, Champagne, Mosela u Oporto de España.” Ésta es, para mí, la
opinión más subjetiva de cuantas has expuesto. No sé qué quiere decir “clásica” para ti, pero sí sé que para el común de los consumidores “clásica” es sinónimo de “de toda la vida”, por así decir, y ello es tan válido para Jerez como para la Rioja. Para mí, “clásico” quiere decir “que puede superar la prueba de los años”, “imperecedero”, “con fama perdurable”, y eso, sin duda, es tan aplicable a la Rioja como a Jerez. Yo no me atrevería a calificar a Jerez como “casi con toda seguridad la única”. Desde mi percepción del adjetivo, tan clásica es la una como la otra en España. El resto, sí, vienen detrás.

Bien, perdona el tostón, que lo perdonen también los lectores. Me he comido un buen ratillo de mi trabajo mañanero por respeto hacia tus opiniones, pero es que no quería pasar tampoco por frívolo o superficial. Mis afirmaciones tenían, también, su base, aunque desde que escribo este blog y leo el de mucha otra gente, he aprendido una gran lección, que la lingüística ya me había dado hace años: el vino, como todo, está hecho también de palabras. Sin ellas no existe (aunque no se escriban, se piensan, se dicen interiormente), pero con ellas, evidentemente, existe de forma muy disntina en la cabeza de unos y de otros. En el fondo, acaba uno pensando “¡¡¡bebamos más y escribamos menos!!!”
Saludos cordiales,
Joam

JA_Dianes dijo...

Querido Joan, en todo momento he intuído que no querías alzarte en defensor a ultranza de la DOC Rioja. Realmente me he aprovechado de

tus opiniones para romper una lanza en favor de un acto de justicia.

Yo, cuando hablo de prestigio, hablo del prestigio que representa para mí y para el mundo del aficionado culto del vino, no para las

masas. Y en ese sentido creo no equivocarme mucho en mis afirmaciones. El hecho de que una mayoría ignorante piense una cosa no hace

que esa cosa sea cierta.

Me parece de lo más acertada tu forma de ver el prestigio vino a vino y no por DO. Pero al final una DO es la suma de los vinos que se

producen en ella, queramos o no.

Algunos detalles sin importancia. El hecho de que la DOC Rioja sea C sólo implica un comité de cata. En Jerez existe también un comité de cata para los vinos que lelvan las calificaciones VOS y VORS, y un comité que además valora el producto final, algo mucho más comprometido.

Sobre lo de los sistemas de vinificación, permíteme que discrepe y te hablo desde el conocimiento. Espero publicar un escrito acerca de las "visicitudes" del sistema de criaderas y soleras, que no es ni mucho menos tan simple como se pinta (que ya de por sí me parece que no es simple).

También discrepo en tu cuantificación de la difersidad. Creo que, con DRAE o sin él, la diversidad se basa en el producto final, que es una suma de materia prima y elaboración. Eso creo que es de cajón y no da pie a mucha discusión. En ese sentido Jerez se lleva la palma casi a nivel mundial.

Acerca de la historia de una DO, siempre me ha sonado un poco a publicidad cuando se tira de arqueología a la hora de decir que se lleva ahciendo vino desde que el arca de Noé puso la quilla en tierra. Para mí la DO Rioja suena como tal, elaborando los vinos tal como se elaboran ahora, los vinos que le han dado un nombre, desde poco antes de la filoxera, todos conocemos la historia. Sin mebargo me parece muy interesante lo que comentas. Creo que tengo por ahí un libro del Vino de Rioja que comenta todas esas cosas, publicado hace un par de años, con muy buenas críticas, pero que me pareció un panfleto publicitario autocomplaciente nada más. Aún estoy esperando que se escriba el libro acerca de la DOC, que a pesar de todo este debate te aseguro que es el lugar de procedencia de muchos de los vinos que compro, que le haga justicia.

Sobre los grandes vinos de Rioja. Creo que los hay, pero que lamentablemente son pocos y están en vías de estinción. Si quieres podemos ir debatiendo vino por vino. Por emepzar, los blancos de López de Heredia, me parecen grandes vinos, con una identidad propia, pero salvo que estamos más o menos seguros de que LdH no va a cambiar este hecho, es una especie en vías de estinción. Remelluri Blanco no me parece un gran vino blanco, no por lo menos a la altura de lo que yo considero un gran vino, a nivel mundial. Tintos y rosados los hay buenos, pero de nuevo pocos ejemplos entre los grandes vinos del mundo. En este caso tenemos que escogerlos en determinadas añadas y de determinadas bodegas. Hay pocos vinos que se hayan labrado una reputación indiscutible de calidad entre los enófilos como puedan ser los blancos de LdH, VS Único, un Hermitage de Chave o un Chambertin de Rousseau por poner unos ejemplos, vinos que puedes comprar casi sin equivocarte.

Sobre lo de los precios de los jereces, los aficionados nos debatimos entre el acto de justicia de cantar alabanzas a los cuatro vientos para que los vinos se vendan por un precio justo, y la codicia por seguir comprándolos a estos precios de ganga.

Con el adjetivo "Clásica" me refería a dos cosas (por lo menos). La primera hace referencia a la literatura especializada, a nivel internacional, en la que se suele considerar como DOs más o menos clásicas a Burdeos, Borgoña, Champagne, Oporto, Madeira, Mosela y Jerez (seguro que se podría meter alguna más). Y creo que esta lista viene de lo segundo a lo que me refería, y es de llamar clásico a todo aquello que ha sentado cátedra por decirlo de alguna manera, y que tiene un sello de identidad único y que ha sido imitado. En este sentido el prestigio y la identidad actual de Rioja tiene buena parte de su razón de ser en las DOs tintas clásicas francesas, aunque el tiempo y la idiosincrasia propia de la región la ha diferenciado hasta lo que conocemos hoy día como DOC Rioja.

Y creo que con esto he llegado al final, dudo mucho que aguante un asalto más :-)))

De cualquier manera me agrada mucho debatir contigo, te argadezco tu tiempo.

Un abrazo.
JA.

J. Gómez Pallarès dijo...

Bien, querido amigo, acepto tu cansancio, pero has abierto otros puntos de debate, en los que entraría a gusto.
Sólo apunto que hay dos formas de llegar a la excelencia en la diversidad: una, la de Jerez; otra, por ejemplo, la de Rioja u otras zonas donde se pueden citar algunos (no muchos quizás) grandes ejemplos de vinos blancos, rosados y tintos.
Y sólo ratifico que, en efecto y en aras de ayudarte a romper la lanza que querías romper, he entrado en un debate que ni quise ni propuse ni para el que, caso de que se hubiera suscitado, me hubiera otorgado el papel de "defensor" de la DOC Rioja.
Y si lo he hecho es porque, por supuesto, creo firmemente que los vinos de Jerez, de Montilla-Moriles, algunos de Málaga, son muy injustamente desconocidos, poco tratados en público y, por lo tanto, poco reconocidos en el mercado. Sabes que siempre hablo, de vez en cuando de alguno de ellos y así seguirá siendo. Hasta que consigamos entre todos darles una visibilidad que, en muchas partes y entre el gran público, no tienen.
Un abrazo,
Joan

JA_Dianes dijo...

Realmente creo que es una fortuna poder aportar nuestro grano de arena a esa labor que comentas, la de dar a conocer un poco más una parte de la cultura como es el vino que sentimos con tanta pasión. Es una de las buenas cosas que ha traído consigo la tecnología.

Un abrazo y a ver si te vienes con Herr Direktor para abajo en una de estas y probamos algunos de los mejores vinos del mundo directamente de la teta de la vaca...

JA.

J. Gómez Pallarès dijo...

Precisamente hoy hemos estado algunos amigos de ETB y, claro, también Herr y ante tan docta asamblea, yo he hecho una elegía a los valores del autoaprendizaje y Herr te ha puesto como ejemplo prominente de autodidactismo de gran éxito en el mundo del vino: tu artículo en Elmundovino ha marcado una época y los gráficos genealógicos, chico...chapeau.
Sabes que nada me haría tanta ilusión como eso que propones. A ver si algún día se puede arreglar ese viajito.
Un abrazo,
Joan

Herr Direktor dijo...

Estos posts tan "minúsculos" me han traido al recuerdo la Espasa Calpe!

Sois unos salvajes, fecundo, lo que se dice fecundo y rica en diversidad yo creo que la más es la D.O. Blogger "Joan-José Angel".

Efectivamente, Diantres, te he puesto como ejemplo, pero a ver si eres capaz de demostrarlo sin "chuletas" cuando bajemos a Jerez, prepárate, cobarde de la marisma!

Este post bien pasará a la historia como un VORS!

J. Gómez Pallarès dijo...

JA y algunos otros seguimos aquella máxima latina que dice REM TENE VERBA SEQVENTVR, que no hay que traducir por "Vigila la res que está a punto de hablar", sino por "Tú controla tu tema, que las palabras ya vendrán". Ni chuletas ni nada, quien sabe, sabe y ya está, y si no, aprende.
Por lo demás, con los vuelos directos BCN-Jerez, eso está hecho, ¿no?
Me gusta esto de un VINVM OPTIMVM RARE SIGNATVM aplicado a un pots, pero tendría que ser, mejor, algo así como, en este caso, COMMENTVM OPTIMVM VARIE SIGNATVM = COVS, por aquello de que los espasacalperos por lo menos hemos sido dos. A ver si se anima alguien más a coproducir este COVS!!!
Salvete,
Joan

JA_Dianes dijo...

Lluis, veo que lo que te pago está dando su fruto. Ahora me promocionas en los círculos enófilos como "espeto en jereces", cosa que no soy ni de lejos. Lo de autodidacta te lo admito, pero no es algo que yo considere mejor o peor que otras opciones, sino que para la mayoría de nosotros, que no trabajamos en esto del vino, es la única opción. La profundidad de lo que aprendas ya depende del interés de cada uno y, principalmente, de las ganas de preguntar que uno tenga. Cuando vengáis conoceréis a gente que de verdad sabe del tema. Yo he sido sólo un vehículo transmisor, que espero haya sido efectivo.

El gráfico genealógico, como lo ha llamado Joan (me ha gustado el nombre) creo que es una desviación profesional ingenieril aplicada al vino...

JA.

J. Gómez Pallarès dijo...

Estoy muy de acuerdo contigo. Yo me he planteado incluso matricularme en la facultad de enología de la URV, la única en Catalunya, pero no me admiten porque mi título de grado es en filología clásica. Si serán memos...yo creo profundamente en el autoaprendizaje y aunque hize un posgrado en la URV (ahí sí me admitieron porque era un título propio, no uno oficial), cuando más aprendo es cuando consigo ir a bodegas y preguntar; o a viñedos y trabajar con la gente que sabe de veras o con enólogos que se dejan interrogar a fondo,o viajando, catando y viendo. Eso es lo que me gusta de veras y estoy muy de acuerdo contigo.
El resto, en efecto, depende de las ganas que le pongs y de unas mínimas físicas (eso también: si tienes problemas en el olfato, mal vas en el mundo del vino).
Saludos cordiales,
Joan

Blanca dijo...

Hola chicos,
Vaya, yo tanto nivel historico y filosofico sobre el vino no lo tengo, ni lo tendre nunca.
Pero me gusta leeros, je, je.

Un beso,

Blanca

J. Gómez Pallarès dijo...

Hola, Blanca!!! Qué alegría leerte por aquí!!! De hecho, y aún sin haberlo buscado ni pensado (la verdad), el debate que se ha suscitado está, creo, en cómo se entiende la excelencia en relación con la diversidad. Yo defendía la idea de que me parecía más diversa en su excelencia la Rioja, porque detectaba grandes vinos de calidad tanto en blancos como en rosados como en tintos, mientras que ésto en Jerez no sucede. Por el contrario, JA defendía la idea de la excelencia en Jerez porque su diversidad, basada en la evolución de un mismo tipo básico de vinificación (aunque por supuesto, hay otros tipos también) de crianza biológica, le parecía de mayor excelencia. Y, claro, en el fondo lo único que nos interesaba a ambos (a todos, vaya!) es llegar a catar todo lo bueno de una y otra DO.
De hecho, ha sido un ejercicio que ha servido a JA, con mi absoluto apoyo, para romper una lanza más a favor de los vinos de la DO Jerez-Sanlucar, y a mí para concertirme en defensor no buscado de la DOC Rioja, compartiendo como compartimos ambos el gusto por la calidad, sin más, allí donde se dé. Sí es cierto que hay que hacer mucho más, sobre todo y paradójicamente en España, para que se conozca la enorme riqueza y pluralidad de los vinos de Jerez (la gente, en general se queda con el fino y a mí ya me ha pasado dos veces que cuando he pedido en un restaurante una manzanilla, me han puesto una infusión), suba su consumo y suba también su valoración.
Un beso, Blanca!
Joan

JA_Dianes dijo...

Básicamente, y para no revolver más el asunto sobre dónde hay más o menos, yo hablaba de diversidad de tipos de vinos, de tipos de productos finales reconocidos y clasificados, que al final para mí por lo menos es lo que cuenta.

Venga, un saludo que como sigamos así se nos pasan el resto de estupendos posts que estás publicando...

JA.

J. Gómez Pallarès dijo...

Pues eso!
Joan

Publicar un comentario