01 enero, 2007

El año que se va, el año que vendrá



    El año que se va me deja sensaciones agridulces, de cosas buenas (nuevas experiencias, viajes, amigos, sensaciones...), de cosas malas (el mundo sigue igual y, aunque yo intente prepararme para cada nuevo año, como aconseja Lucio Dalla, la realidad sigue sorprendiendo en negativo). El año que vendrá traerá, como siempre, un poco de todo. Pero una de las cosas que seguirá siendo tan buena como en 2006 será todo lo relacionado con este blog. Jamás soñé con que me abriría tantas posibilidades, amistades, contactos, encuentros...Para todos los que lo habéis hecho posible, alzaré mi copa esta madrugada, mirando a Venus (en la foto BY jurvetson, asomando a la derecha de la copa), y desearé que os suceda lo mejor durante este 2007.

    ¡Que todos lo veamos y disfrutemos alrededor de nuestra común pasión, la vid y el vino!

    2 comentarios:

    Herr Direktor dijo...

    Joan,

    lo mejor para el 2007: lo mejor para tu blog, lo mejor para el mundo del vino y lo mejor para todo el planeta.

    Un fuerte, grande y generoso abrazo!

    J. Gómez Pallarès dijo...

    Muchas gracias, amigo mío. Los acojo, el abrazo y tus palabras, como de lo mejorcito que me ha pasado en 2006 y seguirá pasando en 2007. Y los devuelvo, por supuesto, con los mismos deseos y, como tú dirías, que los dioses nos den muchos y buenos rieslings!!!
    Joan

    Publicar un comentario