24 noviembre, 2006

Eneas en Ostia antica


Arqueòlogos, filòlogos, historiadores, viajeros amantes de lo Antiguo:
dejad ya de buscar! Eneas desembarcò en Ostia antica y la gente del lugar hace ya mucho que lo sabe. Este restaurante se encuentra justo encima del lugar donde empieza la historia de nuestra civilizaciòn, y lo conmemora casi con tanta eficacia como el libro VI de la Eneida de Virgilio. Como podréis observar, el Troyano, padre de Roma, llevò consigo una copia del Discòbolo de Miròn. Lo he descubierto hoy mismo y me ha parecido importante que lo supierais de inmediato. Creo que en interior, sirven la comida vestidos con toga!, pero no me he atrevido a entrar.

2 comentarios:

ANA DE LA ROBLA dijo...

¡Dioses! Ciertamente da miedo ese pêle-mêle de chatarra que se ve acechando desde la misma puerta... De haber entrado, es probable que no hubieras podido colgar este post. Continúa tu "periplo" con salud... y que sigas contándonoslo. Besos.

J. Gómez Pallarès dijo...

No sé, Ana, no sé: los que nos dedicamos al mundo del vino nos movemos por el olfato y las dos veces que he pasado por el sitio, lo confieso, olìa pero que muy bien. Sucede que no era el momento oportuno y, sì, la verdad, la decoraciòn echa un poco para atràs. Igual algùn dìa me lanzo!
Un saludo cordial,
Joan

Publicar un comentario